Ramiro Canavidez Toledo: las manchas de semen en la escena del crimen y las diferentes técnicas para analizarlas 

Ediciones impresas 08 de agosto de 2021
En su columna semanal en el programa Central Policial, el licenciado en Criminalística, Ramiro Canavidez Toledo, habló sobre las manchas de semen en la escena del crimen. Hizo hincapié en las diferentes técnicas que se utilizan para analizar estos fluidos que también posibilitan realizar un estudio genético del sospechoso. 
39_thrift1 (1)

“Cuando el investigador llega a la escena del crimen, en especial cuando es de índole sexual, se utiliza la luz UV que hacer fluorecer los aminoácidos que tiene el semen. Recordemos que el semen se compone de espermatozoides y de plasma seminal que es un líquido ligeramente amarillento. Para buscarlo uno se dirige a la ropa de la víctima, a las sábanas, al colchón, algún papel en el baño, a una toalla, es decir alguna superficie absorbente o no”, detalló el especialista. 

Canavidez Toledo recalcó que la toma de muestra es muy importante porque permite su análisis en el laboratorio y luego un abordaje que conduzca a un resultado que esclarezca la investigación. También explicó que no es lo mismo tomar muestras en el cuerpo de una víctima o tomar de otra superficie. Además juega un papel importante si la superficie es o no absorbente. 

 “Cuando se toma la muestra en la víctima, se realiza un extendido en el portaobjeto que se analiza y luego se guarda. Si yo observo en el microscopio la presencia de un espermatozoide completo, establezco que esa muestra está constituida total o porcialmente por semen y de allí puedo hacer un estudio genético. Es importante que la toma sea adecuada”, detalló. 

El licenciado en Criminalística detalló que otra técnica es el PSA donde se siembran gotas en un dispositivo y se confirma positivo o negativo ante la presencia de semen. También está el semen test. “Las técnicas de investigación de manchas de semen son muy buenas. No solo se pueden buscar con la luz UV sino que hay otras maneras que nos permiten un grado de certeza muy elevando para abordar un estudio genético de ADN”, enfatizó Canavidez. 

Consultado acerca de si hay algún tiempo límite para que el semen deje de ser una prueba que pueda confirmar el ADN del sospechoso, el licenciado en Criminalística explicó que si el fluido se encuentra en la vagina mantiene su propiedad durante un período de cinco días, en el caso de recto dura dos mientras que en la boca se mantiene entre 6 y 12 horas. “Lo ideal es que la toma de muestras sea inmediata”, finalizó. 

Te puede interesar