Intiman a una curtiembre de Atocha por contaminar el medio ambiente

SALTA 08 de septiembre de 2021
Se comprobó que la empresa no tiene certificado de aptitud ambientes, y que arroja una importante cantidad de carga orgánica al arroyo de la zona. 
57702-por-medida-cautelar-la-justicia-dispone-una-inspeccion-ocular-en-la-curtiembre-de-san-lorenzo

Una curtiembre que funciona en el barrio Atocha, con jurisdicción en el municipio de San Lorenzo, está en la mira de la Justicia salteña luego de que se comprobará que contamina el medio ambiente. El Ministerio Público Fiscal intervino en el caso junto a las secretarias de Medio Ambiente y Recursos Hídricos, y presentó un amparo contra el emprendimiento que tendrá un plazo de 60 días para ajustarse a los requerimientos de la ley ambiental, o será clausurado. 

“Los incumplimientos son graves. No tiene certificado de aptitud ambiental, ni tampoco autorización de la Secretaría de Recursos Hídricos para el uso del agua industrial. Se comprobó, además, que tira sus residuos en el arroyo Isasmendi, y usa metales pesados en todas las etapas del proceso de curtido. En marzo de este año hubo una reunión entre la Municipalidad de San Lorenzo, la Secretaría de Medio Ambientes y la Secretaría de Recursos Hídricos donde se presentaron los requerimientos para que la empresa se ajuste a la ley, o caso contario se procesará a su clausura”, explicó el fiscal Rodrigo Eraso en una entrevista con el periodista Ángel Mansilla de Central Policial (CNN Salta). 

Eraso también enfatizó que la carga orgánica que la empresa arroja al río supera los valores de la normativa vigente. “La empresa asumió el compromiso de bajar la carga orgánica que contamina”, enfatizó. 

Mientras cumple con los requerimientos exigidos por la ley, la curtiembre continúa funcionando. “Desde el Ministerio Público consideramos que tiene que suspender su actividad hasta que presente los permisos y el certificado de aptitud ambiental pero una tenemos discrepancia con el juez, que determinó que la empresa funcione hasta que consiga los permisos. Le dio un plazo de 60 días para que acompañe la habilitación, y una vez cumplido ese plazo podrá evaluar si corresponde o no la clausura”, contó.

Finalmente, el fiscal confirmó que la Secretaría de Recursos Hídricos intimó a la empresa para que cese en el uso del agua subterránea y el vertido de afluentes en el arroyo. “Esa medida está vigente”, finalizó Eraso. 

Te puede interesar